lunes, 25 de abril de 2016

Tortilla al gusto de Alfonso XIII


Esta tortilla vió la luz cuando, en los años veinte, 
con motivo de la visita del Rey Alfonso XIII al Marqués de Comillas 
el cocinero de éste quiso agasajarlo con un plato digno de tan fino comensal...

Y como estaba realmente rica, 
su majestad no sólo se sorprendió con su magnífico sabor 
sino que a partir de entonces se convirtió en su favorita. 
Al volver, tantas veces la solicitó en su mesa 
que ya era conocida por todos como "tortilla al gusto de Alfonso XIII" 

  Y eso que este monarca no sería fácil de saciar pues en su infancia (¡!) todas las mañanas, por lo visto,desayunaba: 4 huevos pasados por agua,12 bizcochos y 1 plato caliente a elegir (pollo asado, 2 chuletas de ternera, 6 de cordero, 2 tournedós, 2 escalopes o un buen filete de vaca) y siempre acompañado por una abundante ración de patatas fritas. 
Sería para empezar el día con energía...pero la merienda tampoco era escasa, a saber:
1 taza de consomé, 1 tortilla de 10 huevos con patatas, pollo asado, 6 lonchas de jamón serrano, 8 filetitos de lengua de ternera y 12 rodajas de solomillo.


INGREDIENTES:
-4 champiñones medianos
-4 huevos
-4 trufas (yo no le he puesto)
-40 grs, de jamón serrano
-medio riñón de cordero (yo he usado 1 higadito de pollo)
-salsa de tomate
-una rebanada de pan frito (yo tostada)
-aceite de oliva

PREPARACIÓN:
Cortar a trozos los champiñones, el higadito de pollo (o el medio riñón) y el jamón e ir sofriéndolos en una sartén con aceite de oliva.

Batir tres huevos, verter y hacer la tortilla a fuego lento.
Ponemos la tortilla sobre el pan tostado y un poco de salsa de tomate frito. 
Hacemos el otro huevo a la plancha y lo ponemos encima y por último un champiñón entero (pequeño).

Como adorno y para mantener el conjunto lo atravesamos con un espadín toledano.

Si Victoria Eugenia de Battenberg ya en la merienda le decía: "Por Dios, Alfonso, en Inglaterra nadie moja una pasta en el té" al ver cómo procedía su novio tragaldabas... éste exclamaba "Ah, no? pues en España lo hace hasta el Rey"

Más estupefacta se quedaría al entrar en los aposentos de su ya marido y comprobar cómo mojaba el pan del desayuno en una suculenta yema de huevo, reprendiéndole por no guardar las formas aunque fuera en privado. A lo que el rey, según cuentan, le dijo tras encogerse de hombros, al no querer ella participar de tal guisa: "Pues no sabes lo que te pierdes!" y continuó tranquilamente...sin ningún reparo.

Pues bien, años después, la hija del cocinero del marqués de Comillas fundó un mesón en Santa Elena (Jaén) y se llevó consigo la receta de esta tortilla convirtiéndola en el plato estrella, que sigue sirviéndose hasta hoy mismo.

Receta vista en el blogdebelenpuertas.blogspot.com
Historia: dinastiasreales.blogspot.com.es


---------------------------
Espero que también sea una tortilla "al gusto de Concha" ;-) 
y que la incluya en su Club de la Tortilla Perfecta, yo por mi parte 
le concedo el Premio Bor Litarchidis que me entregó Raquel hace unas semanas 
¡Muchas gracias, Raquel!
Por cierto,  tenéis que visitar sus respectivos blogs 
 si aún no los conocéis pues además de deleitarnos con estupendas recetas,
 ambas son ¡magníficas personas! 
Y por supuesto, si eres uno de mis seguidores y te apetece recoger este premio...
¡Adelante, es tuyo!
Las normas las puedes ver aquí.

64 comentarios:

  1. Hola, buenos dias! Nunca mejor dicho."desayuno de reyes"!! No te digo que yo sea de desayunar tanto, pero para cenar o almorzar sí que iba a disfrutar. Concha ya estará celebrando la tortilla que va a incluir sin dudarlo en el Club. felicidades por el premio que viniendo de Raquel es un honor recibirlo y disfruta de la semana guapísima!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola ELisa!!
      ¿Has visto qué desayuno se metía D.Alfonso entre pecho y espalda? y si según crecía también aumentaba su apetito...XD!
      Muchísimas gracias! ya lo creo que es un honor que Raquel me diera este premio :)
      Besos!!

      Eliminar
  2. A lo mejor le gustó tanto la tortilla porque se la comió caliente, cuentan que Alfonso XIII se quejaba de que el Rey era el único español que se comía la comida fría porque la cocina estaba muy alejada del comedor de SSMM y en aquella época no había termos que conservaran el calor. En cualquier caso la tortilla tal y como está concebida es para tratar a alguien de la época a cuerpo de rey, ya que es contundente como el mejor de los platos y si le gustaban tanto los huevos se la comería a gusto. Yo también la probaría y a Concha le va a encantar.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mira, no sabía eso de la comida fría...pero seguro que el "pobrecito" era muy tiquis-miquis.
      La tortilla está muy rica, claro que llena bastante, yo con media estoy servida (en la foto parece más pequeña de lo que es)
      Un beso y muchas gracias!!

      Eliminar
  3. ¡¡A la atención de la cocinera real Con gorrito y Delantal:
    Jajaja... Tiene huevos la cosa!!
    No me extraña nada que por aquella época los monarcas y gente de alta alcurnia, padecieran de "gota", si es que se ponían morados, a base de tanto comer.
    Desde luego que sí Esther, esta se viene conmigo derechita a El Club de la Tortilla Perfecta, porque tiene todos los honores para serlo, con espadín incluido.
    Gracias tesoro, me encanta recibir premios tan reales como este, y que si vienen acompañados de una historia tan genial como la de esta tortilla, no voy a tardar en ponerla en práctica.
    Besos y achuchones, (aquí rompemos un poco el protocolo, aunque no esté bien visto, jajaja,..). Muchísimas gracias por el placer que me has dado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, sí tiene muchos...!!
      Uff, menudos banquetes gotosos, sí que se ponían morados y las botas a base de bien! Ahora que cuando ví esta receta me entró curiosidad por probarla, nunca había visto nada igual con espadín incluído jeje
      Y cómo no! me acordé de tí, la Reina de las tortillas y su Club, de ahí el nominarte expresamente para el premio (porque te lo mereces con creces y por todo lo bueno que me aporta tu maravilloso blog)
      Vivas y Hurras, con achuchón incluído y que disfrutes del día, guapa!
      P.D: que ya se me olvidaba...he descubierto que existe una Licenciatura en Tortillología, del Colegio oficial de Tapatólogos de la provincia de Cádiz. Como lo oyes!

      Eliminar
    2. ¡Toma ya! Si es que en Cádiz hay mucho arte pa'to y las tortillas las bordan, jajajaja...
      Gracias de nuevo guapísima, son honores que no me merezco, pero gracias, será un placer llevarme el premio, y la tortilla, por supuesto.
      Besitos

      Eliminar
  4. No veas con el monarca, qué insaciable comilón!! No más de leer lo que era capaz de engullir en una sola comida....puaj me quedo más que saciada, qué bárbaro!
    Y aunque me haya empachado con su menú, a esa deliciosa tortilla le haría un hueco, qué suculenta y sumamente apetitosa! No conocía esta receta, y me ha parecido realmente de alto rango, hay que catarla ya! Enhorabuena por tu exquisita presentación y por tan chisporroteante fundamento :)
    Feliz lunes, un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí...y por lo visto, las patatas fritas no podían faltarle a ninguna hora del día; tragón era un rato!
      Espero que te guste la tortilla cuando la pruebes, está muy buena (aunque no le he puesto todo exactamente igual)
      Muchas gracias, Anna!!
      Besos

      Eliminar
  5. ¡¡Hola Esther!! ¡¡Pues sí que tenía buenas tragaderas el rey!! ¡¡Casi nada!! Y eso que en los cuadros y en las imágenes de la tele en blanco y negro se ve siempre muy delgadito, ¡¡sería mala hierba, ja, ja!! Pero no era tonto, no, ¡¡a mi también me encanta mojar la yema con el pan!! ¡¡Aunque sea de plebeyos!!
    ¡¡Y vamos si entras en el club de la tortilla!! ¡¡Pero por la puerta grande!! Porque el tortillón, tiene lo suyo. Es super completo, y sin duda hay que tener buenas tragadares para comértelo entero, ja, ja. ¡¡Gracias por ilustrarnos una vez más!! Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Isabel!!
      Las tenía ¡así de grandes! jaja y eso que siempre estuvo muy delgado, no sé dónde se metería tanta comida...
      La tortilla es para una persona, pero ya te digo que yo con media estaba más que satisfecha (si quería tomar el 2ª plato del almuerzo)
      Pues nada, Concha ya ha dado el visto bueno al tortillón Borbón jj
      Muchas gracias, me alegro que te haya gustado la entrada.
      Besos!!

      Eliminar
  6. ¿Cómo podía comer tanto Alfonso XIII? Qué fatiguita solo de leer lo que era capaz de engullir el hombre, María E.... Como siempre, un gusto pasarse por aquí, por lo que aprendemos en todos los sentidos. Esa tortilla tiene una pinta divina y es fácil de preparar, ¡perfecta para nosotras!

    Muchos besos de las dos

    J&Y

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los grandes misterios del universo...claro que no era el único de la época que comía a dos carrillos! y sí, sólo de leerlo, da "cosa"
      Muchas gracias, chicas!!
      Besos a las dos.

      Eliminar
  7. No tenía mal gusto el monarca, no......Y el tío estaba delgado. Me quedo con la receta porque me parece espectacular y muy sabrosa. Como fanática de las tortillas no puedo dejar de probar ésta.
    Gracias por mostrarnos platos tan suculentos y encima por documentarlos así de bien.
    Un besito y muy feliz semana.
    María

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gustosa sí que está la tortilla! y también me sorprendió cómo la ideó ese cocinero, así tan vistosa.
      De nada, María! encantada de verte por aquí como siempre :)
      Muchos besos, feliz semana.

      Eliminar
  8. Vaya con el monarca era un "tragaldabas" de mucho cuidado, ¿cómo podía con toda esa comida? ¡Qué barbaridad! No obstante me ha gustado conocer la historia de la tortilla y en lo de mojar la yema coincido con él, en lo de las pastas ya no porque no me gustan mojadas. Cómo siempre una presentación de "Reyes".
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ana!
      Coincidimos entonces con la reina Victoria Eugenia en tomar las pastas secas y con él sólo en la yema para mojar.
      Muchas gracias por pasarte, un beso!!

      Eliminar
  9. Claro que le gusto al tal Alfonso este si es para hacerle la ola al cocinero, muy buena historia besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sólo le gustó al monarca, luego la hija del cocinero consiguió que perdurase su fama.
      Gracias Inma!! estupendo que te haya gustado todo.
      Besos

      Eliminar
  10. Hola, Esther... Tengo que darle la razón a Victoria Eugenia... su novio era un tragaldabas ;-)
    Desde luego que el cocinero del marqués le preparó una tortilla apetitosa
    Solo con champiñones y jamón ya tiene que estar buena... y se convierte en una tortilla a medio gusto del rey Alfonso XIII... y a mi gusto completo ;-)
    Muchas Felicidades por el premio... muy merecido
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola!
      Cierto, sí que lo era; y el cocinero supo ingeniárselas para conquistar su estómago y que regresara de su viaje con buen sabor de boca y pidiéndola a todas horas, porque la echaba de menos...
      Yo no soy mucho de casquería, la verdad, los higaditos de pollo es lo único que en poca cantidad me va, por eso lo cambié a mi gusto pero puedes quitárselo, claro.
      Muchas gracias por tu felicitación!
      Un beso.

      Eliminar
  11. Hola, Inma. Muy completa la tortillita y muy bonita la presentación. Todo el merito para el cocinero que supo satisfacer a un comensal tan glotón.
    Besos, Carmina.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Carmina!! Me alegra que te guste cómo quedó.
      Un beso y que tengas una feliz semana.

      Eliminar
  12. También seria mi favorita esta tortilla, pues tiene muy buen aspecto, aunque a la vez la encuentro muy laboriosa, pero tu siempre consigues sacar con paciencia lo que muchos no la tenemos para los buenos platos, un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, lo único es tener cada ingrediente en su punto.
      Un abrazo! Te agradezco mucho tu comentario.

      Eliminar
  13. Al leer todo lo que comía Alfonso me dio curiosidad por saber cómo era físicamente y vi que era delgado ¿Dóne metería tanta comida? Su metabolismo funcionaba a la perfección!...Jejejej!...
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es lógico que te lo imaginaras de otras hechuras...pues no sé, quemaría las calorías a toda velocidad!
      Un beso, Norma
      Feliz semana!

      Eliminar
  14. Esto lo tengo yo que probar, que rico!!besos

    ResponderEliminar
  15. Hola guapísima !!!
    Madredelamorhermoso, cómo comía el tío. Y eso que mis desayunos son salados, pero desde luego no con la contundencia, de aquí el gusto Real.
    Me parece una barbaridad, y por otro lado pienso ¿dónde porras metía Su Magestad toda la comida? porque estaba fino como un espagueti. No tengo la menor duda que su esposa pensara que era un tragaldaba, si es que con ese menú, comía una familia entera.
    Tu tortilla tiene pedigrí más que suficiente, creo yo, para pertenecer al club de Concha, seguro que la recibe con el mismo gusto del monarca y con espadín incluido, y eso que no es fakir jaja
    Besotes gordos mi niña, feliz semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Nuria!!
      Comounsacosinfondo, así no más, jeje Desde luego su esposa no se parecía en nada a él.
      Muchas gracias! la tortilla ya ha atravesado la puerta del Club ¡bien por el espadín! jaja de algo ha servido, aparte de que no se desmorone el plato ;-)
      Un beso fuerte, muy feliz semana!

      Eliminar
  16. Caramba con el Monarca!!!!
    Si se descuida el cocinero, se lo come por las patas, jaaa, jaaaaa
    Aunque sin duda esta tortilla es digna de reyes y desde luego formará parte de ese delicioso Club de la Tortilla Perfecta.
    Y con todo loque aprendemos con tus historias cualquier día de esto te nombramos Doctora Honoris Causa de las Blogueras Cocinillas;)
    Un besazo enorme y muyyy feliz semana!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, no te creas, que si hubiera sido cocinera...
      Espero que la tortilla también sea de tu gusto y te animes a probarla, ya verás qué rica está! pero nada de darme Titulitis honoris, jaja que yo prefiero a Petete ;-)
      Muchos besos y feliz semana, guapa!!

      Eliminar
  17. No veas como se ponía alfonso, hasta el culo de comer jejeje
    Hizo bien en poner en su carta la hija del cocinero esta tortilla si paso alguna vez por ahí seguro que la pediré!! Aunque hay que decir que tu la has bordado.
    Por cierto estoy segura que esta tortilla la lleva directamente Concha a su club de la tortilla perfecta.
    De nada por el premio sabes que te los mereces este y todos.
    Un besazo guapa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Raquel! jaja
      Con la de años que he parado por Despeñaperros y ahora (por el blog) me entero de la historia de esta tortilla y que la siguen sirviendo allí...habrá que volver y comparar ;P
      Muchísimas gracias por tu premio!! ya encontré el momento ideal para publicarlo como es debido.
      Feliz semana, besos!!

      Eliminar
  18. Querida mía lo que zampaba el señor monarca para desayunar y merendar, imagino que de Gota iría también servido ;) Esta tortilla esta para mojar! es más yo diría que sería una ofensa no hacerlo! Felicidades por esta asombrosa presentación de la receta, con espada Toledana incluida, tienes una gracia y un talento que es para comerte!
    Un besazo

    ResponderEliminar
  19. Madre mia!!! como comía ese hombre!!! menudo estomágo jajajaja.
    Te ha quedado una tortilla exquisita y maravillosamente presentada.
    Besos.

    ResponderEliminar
  20. Nos gustan mucho los huevos y esta receta seguro que la probamos,mañana mismo.
    Tiene que estar riquísima.
    No vamos a comer tanto como Alfonso XIII ja,ja.
    Lo máximo es él espadachin!!!
    Besos de las dos

    ResponderEliminar
  21. Comienza el día con energía!!! En mi caso me daría un buen homenaje con este platazo más bien para almorzar, no quiero ni pensar qué dejaría este señor para mediodía. Tiene un aspecto espectacular.
    Besos.

    ResponderEliminar
  22. Se me ha llenado el estomago solo con leer todo lo que se comía Alfonso XIII, madre mía y yo pensando que me paso comiendo. Menuda tortilla si lleva por dos veces huevo, lo que no esta nada mal para comenzar una jornada de trabajo, y además tiene una pinta estupenda.
    Un beso

    ResponderEliminar
  23. Si es que el señor comía como un rey, jajaja. La tortilla es una pasada, niña, para disfrutar sin remilgos y empezar con las pilas cargadas... y el champi coronando la fiesta me ha encantado!!
    Un besazo preciosa

    ResponderEliminar
  24. Gracias por el plato , me gusto la historia y la tortilla se ve rica . Ten una buena semana

    ResponderEliminar
  25. Hola mi tocaya Victoria Eugenia(que se lo puso cuando se convierto al cristianismo pues su nombre era Ena )era muy,muy inglesa y esas costumbres seguro que las encontraría muy vulgares ......pero yo aunque me llamo como ella,a mi me encanta esa tortilla......no para desayunar porque es mucho pero si para almorzar o una buena cena
    A Concha seguro que le encantara......jajaja ya lo veras
    Y mi enhorabuena por el premio que te ha dado Raquel,que es un encanto¡¡
    Besitos miles¡¡¡¡

    ResponderEliminar
  26. ¡¡Pues tendria el colesterol por las nubes...y con lo canijo que era vaya si tragaba el buen señor!!
    Eso si esta tortilla tiene que estar exquisita.
    Gracias por acompañar tus recetas con historias siempre interesantes.
    Mil besos

    ResponderEliminar
  27. Ni por asomo habría pensado lo que se metía entre pecho y espalda este buen señor ¡pero si eso es una barbaridad! jajaja, en fin que así "depondría" tan ilustre personaje.
    Una vez observé que alguien se comía una tortilla con un huevo frito y me pareció la mar de divertido y peculiar, alguna vez lo he comentado con mis amigas ¡y mire usted! ahí había una señal de la tortilla al gusto real.
    Muy interesante y como siempre ilustrativa entrada ¡bien!
    Le gustará a Concha tu tortilla.
    Felicidades por tu premio muy merecido y viniendo de Raquel estupendo.
    Muchos besos guapi.

    ResponderEliminar
  28. Hola M.Esther!!!

    Pues menudo comilón estaba hecho, eh?? pero bromas aparte, yo la tortilla con tantas cosas no sé, no me convence del todo. Aunque hay que reconocer que todos los ingredientes son buenos y si tanto le gustó es por que debería estar buenísima. Me encantan tus post siempre tan bien elaborados y al mismo tiempo con anécdotas e información interesante porque mucha la desconocía de antes.

    Besitos.

    ResponderEliminar
  29. Hola Esther, menudo tragón que estaba hecho el rey por favor que desayuno, con eso come una familia un día entero, no me extraña que le gustara esta tortilla con lo sibarita que era y esta es una tortilla de diez, merecedora del club de la tortilla perfecta ya lo creo. Felicidades corazón por el premio y por la receta.
    Un besito enorme y feliz semana.

    ResponderEliminar
  30. Vaya con el monarca, Esther, tras comer tantísimas exquisiteces se decanta por una supertortilla. Y qué listo, el marqués de Comillas, ganarse al rey por su paladar. Claro que no es para menos... ¡Menuda sabrosura! Y el champiñón de arriba, de colofón, un puntazo (nunca mejor dicho ;) A Concha le encantará, estoy segura :)
    Un beso.

    ResponderEliminar
  31. Madre mía! Y yo que digo que el desayuno es la comida más importante del día y este hombre lo llevaba a rajatabla. Cómo comía!!! Lo sí hay que decir es que tenia buen gusto porque esta tortilla tiene que estar de morirse.
    Un besito:)

    ResponderEliminar
  32. ¡Virgen del Camino Seco! jajaja, pero todo eso zampaba este hombreeeee, me dejas estupefacta, ahora me dices que estaba como seco como un palillo y me terminas de rematar. Yo aquí con la operación biquini y este hombre ¿cómo debía tener el buche? jajajaja.
    Menuda tortilla rica, la verdad que me ha gustado lo de aportar el higadito y aunque no le hayas puesto trufa, seguro que debe quedar espectacular. Me ha encantado y seguro que Concha y Raquel te hacen la ola.
    Deliciosaaaa
    Besitos

    ResponderEliminar
  33. Hola MAría! ME has dejado con la boca abierta...pero como iba a comer tanto ese hombre!!! Jajajajaja, qué animal!
    La tortilla curiosa, tendré que probarla.
    Un besote!

    ResponderEliminar
  34. Vaya estomago ! pero eso si gusto tenia porque esta tortilla esta para hacerle la ola! bicos

    ResponderEliminar
  35. me ha entrado un hambre atroz ahora mismo!! jajaja

    me ha hecho mucha gracia el champiñon encima de la tortilla jeje

    en serio que desayunaba 12 bizchochos?? dios mio! y el pueblo de mientras pasando hambre no? jeje

    un besito!!

    ResponderEliminar
  36. Tortilla y huevo frito! Curioso! Qué pinta! Muchos besos y feliz fin de semana, Chus

    ResponderEliminar
  37. Qué presentación más bonita y qué pedazo de tortilla! Riquísima *__*
    Un besazo!

    ResponderEliminar
  38. Pasando de nuevo para saludarte y me he encontrado con esta tortilla que me encanta, se me hace la boca agua. Mi cuñada como hija de españoles la hace y siempre le encargo para tener en mi congelador y también me doy el gusto de desayunar con ella.
    Te espero en Vintage And Crafts.
    Un beso

    ResponderEliminar
  39. una presentacion muy buena, seguro que la totilla esta de muerte.
    besos crisylaura

    ResponderEliminar
  40. Imposible María aquel larguirucho no podía meterse todo eso entre pecho y espalada, ademas tanto huevo... mucho colesterol! Sin embargo lo de los modales, me lo creo a pies juntillas, desde luego menuda mezcla, la inglesa y él, en fin...
    La tortilla me parece muy interesante y muy digna de figurar en el club de la tortilla perfecta, es una combinación bien rica.
    Biquiños y feliz día de la madre

    ResponderEliminar
  41. Deliciosa María me guardo esta receta .

    BESOS

    ResponderEliminar
  42. Pues tiene que estar buenísima!!
    XOXO

    ResponderEliminar
  43. Hola preciosa, vengo del blog de Concha a descubrir tu deliciosa tortilla, me encanta y si, es una tortilla de Reyes, no la conocía pero me parece estupenda sobre todo el no sabes que te pierdes, me pierden los huevos fritos, ainsss.
    Un besazo y feliz domingo

    ResponderEliminar

¡Me encantan tus comentarios! Gracias.